Orzuelo

Mascarillas con aspirinas para eliminar el acné

El acné es uno de los por los cuales mucho acuden al dermatólogo cuando se trata de problemas de piel, además de causar molestias, dolor y ardor, también genera manchas en el rostro, falta de autoestima y depresión, ya que cuando el acné es abundante, causa mucho estrés en los individuos afectados.

Para eliminar el acné existe una amplia gama de remedios caseros, algunos funcionan depende del tipo de piel que tenga el individuo. La aspirina es un analgésico y anti-inflamatorio, pero también sirve para elaborar mascarillas anti-acné.

Aspirina con limón

Tritura 3 pastillas de aspirina y mezcla con 3 cucharadas de jugo de un limón, disuelve esta pasta en 1/2 vaso de agua, lava tu rostro  y se aplica esta mezcla evitando los contornos de los ojos, deja actuar durante 5 a 10 minutos y retira con agua y jabón, y aplicar tu crema hidratante.

Mascarillas con aspirinas para eliminar el acné

Esta mascarilla puede ayudar a eliminar el acné, además disminuye y difumina las manchas y cicatrices causadas dicho problema. Se recomienda utilizar solo de noche ya que si el limón hace contacto con el sol puede causar manchas.

Aspirina con miel

En esta mascarilla se unen dos ingredientes que nos ayudaran a eliminar el acné, además de que la miel contiene enzimas que ayudan a regenerar la piel y a dejarla más suave.

Lava muy bien tu rostro, eliminando todo el maquillaje y las impurezas de la piel. Lava muy bien tu rostro, eliminando todo el maquillaje y las impurezas de la piel. En un recipiente con dos cucharadas de agua tibia, agrega dos aspirinas trituradas y una cucharada de miel de abejas.

Mezcla hasta que se logre obtener una mezcla homogénea. Se deja actuar por 10 minutos hasta que seque y retirar con agua fría. Luego de este proceso, se debe utilizar una crema hidratante para finalizar.

Aspirina con leche

La aspirina actuará específicamente en todo el daño que ha causado sobre tu rostro, especialmente el acné, la leche tiene propiedades que evitará que se reseque.

loading...

Tritura 4 aspirinas, mezcla el polvo con la leche y mezcla hasta que se forme una pasta. Puedes aplicarla en todo el rostro o en el área afectada. Esta mascarilla se deja aplicada por 10 minutos y enjuaga con agua tibia. Se recomienda utilizarla al menos 3 veces por semana.

Aspirina con agua de rosas

La aspirina además de secar los granitos y evitar que vuelvan a aparecer, también tiene propiedades que actúan como analgésico, ayuda a eliminar y aliviar el dolor que causan los barritos, exfolia la piel, reduce los puntos negros y limpia los poros y elimina las manchas causadas por el acné. Mientras que el agua de rosas limpia profundamente, elimina la grasa, refresca, cierra los poros, ayuda a la cicatrización de las heridas y desinflama.

Tritura las aspirinas y revuelve con el agua de rosas hasta crear una mezcla algo espesa. Aplica sobre sobre el rostro durante 10 minutos hasta que la mascarilla seque. Retira con abundante agua fría, se puede aplicar un poco de agua de rosas con algodón o simplemente aplicando alguna crema hidratante, de preferencia que sea especial para piel grasa y con acné.

Aspirina con tomate

En un recipiente de vidrio tritura 1/4 de tomate rojo sin semillas y sin piel unificando con 3 pastillas de aspirina, hasta obtener una mezcla homogénea, se debe dejar aplicada durante 10 o 15 minutos y retira con agua y jabón.

La aspirina combinada con el tomate, es una excelente secante de granitos, ayuda a evitar que vuelvan a aparecer, eliminan el dolor, la hinchazón y las manchas.

Exfoliante para rostro

Está mal hecho no exfoliar tu rostro al menos una vez cada 15 días, exfoliando tu piel ayuda a eliminar impurezas, destapar poros y limpiar a profundidad. Pero no uses exfoliantes cosméticos. Si tienes acné puedes hacer el tuyo a base de aspirina.

Esta es la mejor la forma de utilizar la aspirina para el cuidado de la piel. Tiene una acciones exfoliantes que facilita la eliminación de células y mejorando la textura de la piel.

Solo necesitas 4 aspirinas y agua tibia. Tritura las aspirinas hasta que quede un polvo granulado. Añade agua poco a poco para que crees una mezcla espesa.

Lava tu rostro antes de aplicar el tratamiento y aplícalo con suaves masajes circulares. Se deja actuar la mascarilla en la cara de 5 a 10 minutos y enjuaga.

Repite el tratamiento una o dos veces por semana si tienes la piel normal o grasa, y una vez si es de tipo seca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *